1/6/09

La invisibilidad


Nunca me ha detenido un Guardia Civil y me ha pedido dinero, tampoco en las oficinas de la Administración, aparte de algunas desidias y esperas , me han obligado a sacar la billetera. En la Sanidad publica no he pagado sobre-costos ni he tenido que recurrir a influencias para ser atendido. De pequeño no han abusado de mi , ni sexual ni psicológicamente, aparte de las chicas que nunca me han hecho caso, (¿esto se considera abuso por defecto?). En los estudios tampoco tuve que comprar los aprobados y mi pequeña experiencia política fue mas bien aburrida con toques fascistas (mucho ! por mis cojones ¡ y frases así para amedrentar, y mucha gente sin afeitar y poco cerebro).

Con todo esto he sacado la conclusión de que he cumplido una fantasía de las mías, de la infancia, ! soy invisible ¡, aunque no esa invisibilidad de cotilleo, de ver lo que hacen y dicen los demás sin estar yo delante (me parece que no me gustaría oírlo, además el voyeurismo de la invisibilidad obliga a grandes desplazamientos y es muy laborioso) sino la invisibilidad de la desaparición social , solo te miran desde el otro lado del espejo.

Como dice el chiste: ¿ A ti que te molesta mas, la ignorancia o la indiferencia ?.
¡ Ni lo sé, ni me importa !

A mi la indiferencia, ¡ que le vamos a hacer !.

(Evaristo Cienpozuelos)

2 comentarios:

Jose Luis dijo...

Ya tenía ganas de que volviera Evaristo, qué bueno!

Rafa dijo...

Gracias por lo que me toca. Un saludo desde la indiferencia