27/5/11

Lo más raro es que el espejismo haya durado tanto


Y autocrítica, insisto, para no ceder más al halago, para reflexionar sobre lo que cada uno puede hacer en su propio ámbito y quizás no hace con el empeño con que debiera: el profesor enseñar, el estudiante estudiar haciéndose responsable del privilegio que es la educación pública, el tan solo un poco enfermo no presentarse en urgencias, el periodista comprobando un dato o un nombre por segunda vez antes de escribirlos, el padre o la madre responsabilizándose de los buenos modales de su hijo, cada uno a lo suyo, en lo suyo, por fin ciudadanos y adultos, no adolescentes perpetuos, entre el letargo y la queja, miembros de una comunidad política sólida y abierta y no de una tribu ancestral: ciudadanos justos y benéficos, como decía tan cándidamente, tan conmovedoramente, la Constitución de 1812, trabajadores de todas clases, como decía la de 1931.

Lo más raro es que el espejismo haya durado tanto.

(Antonio Muñoz Molina:texto completo) (de Puri)

1 comentario:

Con incierto Don dijo...

Qué sencillo...y quéimposible parece!
Eludir la responsabilidad individual de nuestras acciones e inacciones, escudarnos siempre en los demás, exigir que alguien o algo, haga lo que es nuestro deber...cualquier cosa sirve con tal de justificarnos, de encubrirnos, de escaquearnos de lo que nos toca.
Como dice un amigo mío que se asoma por aquí, si sólo hiciéramos lo que tenemos que hacer, ya no bien, sólo hacerlo, qué cambio iba a vivir este pais!
Sí, hemos vivido en babia, y el despertar ha sido brutal.